Detrás de la cabeza de Einstein, la escultura del físico en El Cangrejo

21 I mayo I 2018

Un icónico monumento que adorna el barrio del Cangrejo, te contamos su procedencia y la historia de su autor.

“Lo importante es no dejar de hacerse preguntas”, dijo Albert Einstein. Esta frase, de una de las grandes mentes de la física, es muy oportuna al pensar en su escultura que tiene más de 50 años y está en el barrio del Cangrejo. Es muy poco lo que se conoce sobre esta pieza de arte inaugurada en enero de 1968 por el vicepresidente Max Del Valle. La misma fue un regalo del Consejo Comunitario Hebreo para Panamá, por ser una de las primeras comunidades en el país.

 

La escultura de Einstein fue creada por el escultor y pintor panameño Carlos Arboleda, una relevante figura en el mundo del arte panameño, quien tiene actualmente 89 años. La pieza de Arboleda estaba inicialmente acompañada de la inscripción: E= mc², la ecuación del Principio de Conservación de la Energía. Aunque con el pasar de los años desapareció misteriosamente esta parte de la escultura.

 

Arboleda utilizó piedra artificial de marmolina como material para la escultura, pero, tras varios mantenimientos, la pieza ha sido pintada de blanco. La escultura se encuentra en una plaza de 300 metros cuadrados, la cual han denominado Plaza Einstein. Cabe destacar que la misma no fue pensada para grandes grupos de personas, aunque ha sido reacondicionada con el pasar de los años para mantener su historia y relevancia en El Cangrejo.

 

Curiosamente, el ganador al Premio Nobel de Física arribó al suelo panameño, en el barco Belgenland que atravesó el Canal de Panamá, el 23 de diciembre de 1930. Albert Einstein y su esposa, Elsa, hicieron una pequeña escala a la ciudad de Colón, ya que su destino final era California. El científico se dirigía a la Costa Oeste para reunirse con Edwin Hubble, director del El Instituto de Tecnología de California (Caltech). En su estadía, de dos horas, Einstein logró pasear por las calles de Colón y visitar bazares, acudir a una recepción brindada por el presidente Florencio Harmodio Arosemena en el Club Unión, visitar una exhibición de natación en la piscina de Balboa y cenar en el Club Miramar.

 

Lo interesante de esta historia es que el autor de la escultura, Carlos Arboleda, era amigo y ex-compañero de clases del presidente Florencio H. Arosemena; quien ejercía el cargo de Presidente de la República en aquel entonces.

 

La cabeza de Einstein se ha convertido en un punto de referencia para los visitantes y residentes del Cangrejo, pero esta parte de la anatomía del científico es parte de la historia de mítico barrio. Una copia más pequeña y detallada, hecha también por Carlos Arboleda, reposa en la escuela Albert Einstein.

"Velure


Conoce más sobre VELURE, el espacio de vida más exclusivo de El Cangrejo.


Descubre más de Velure

El maestro detrás de la obra, Carlos Arboleda

El escultor panameño nació en 1928 y realizó sus estudios universitarios en la escuela de Bellas Artes de Florencia y en la Real Academia de Bellas Artes de San Jorge de Barcelona. Su formación y experiencias en el viejo continente hizo que se desarrollara como escultor, pintor y grabador, formando parte de la nueva generación de escultores panameños.

 

Su interés por el arte empezó desde muy pequeño, realizaba figuras con barro que regalaba a sus maestros. En su etapa de secundaria se dedicó a elaborar dibujos a lápiz, luego cuadros al óleo en los cuales se inspiraba en aves, plantas, montañas y frutas. Para estudiar fuera del país concursó en varias becas y ganó al presentar el conjunto de esculturas ‘Cumbia de mi pueblo’.

 

En 1948, obtuvo el Primer Premio de Escultura del Departamento de Cultura del Ministerio de Educación de Panamá. En 1952, su obra ‘Atención al Secreto’ fue seleccionada para colocarla en la presidencia de la Feria Internacional de Milán. Presentó en la primera exposición de la Bienal de Arte Sagrado de Italia, celebrada en Asís. En 1958 obtuvo el título de Escultor en la Academia de San Marcos Florencia. En 1960, expuso en el Bienal Hispanoamericano de Barcelona y en la Exposición Nacional de Madrid; su obra ‘Piel Adentro’ es seleccionada para ser presentada en la Bienal de Suiza. Ese mismo año regresa a Panamá y expone su obra en el Paraninfo de la Universidad de Panamá, esta exposición es considerada como un gran triunfo artístico. También sus pinturas son expuestas en la Biblioteca de la Zona del Canal de Panamá.

 

Cuando regresó a la ciudad de Panamá se convirtió en el primer profesor de escultura en la Escuela Nacional de Artes Plásticas de 1961 a 1964, y en 1964 fundó la Casa de la Escultura, un centro de apoyo del Gobierno para la enseñanza y promoción de Bellas Artes. Inicia sus labores docentes como profesor de escultura en la Escuela Nacional de Artes Plásticas. En ese mismo año, creó la primera generación de escultores panameños.

 

Realizó las siguientes obras: Monumento al Doctor Jaime de la Guardia (Hospital San Fernando, 1975); Monumento a Manuel F. Zárate (Guararé); 1978, Monumento al Dr. Rafael Estévez (Aguadulce); 1979, Monumento a San Juan Bosco; 1983, confecciona el Busto de Eduardo Vallarino (Bethania); 1986, el Monumento del Dr. Harmodio Arias, en la ciudad de Penonomé; Monumento en honor a la señorita Sara Sotillo (Magisterio Panameño Unido).

Conoce más sobre VELURE, un proyecto residencial en El Cangrejo que celebra el encanto de vivir en esta zona de Panamá.


Conocer más de Velure

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit,

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form
BLOGS
RELACIONADOS

¿Preparados para ser padres?

¿Cuándo es la edad adecuada para tener hijos?, te mostramos algunos factores que impactan en importante momento. T

Leer Artículo